CUIDA TU BEBÉ REBORN

Un Bebé Reborn no es un juguete ni está indicado para menores de 12 años, pues se trata de una pieza de colección que debe ser tratada con delicadeza, es una obra de arte. En caso de ser usado por niños será bajo la supervisión de un adulto.

No se le pueden pegar tirones ni a los bracitos, las piernas o la cabeza.

Contiene además un imán de fuerza que puede causar problemas en personas con marcapasos.

El pelo se puede remojar con un poco de agua y luego peinar con cepillo de bebé, sin tirones.

Con un algodón para los oídos, limpiar suavemente los ojos y orejas una vez por semana, para quitar posibles restos de polvo.

A las partes del vinilo no se pueden caer ni alcohol, ni acetona ni disolventes. Si quieres perfumarlo tienes que hacerlo en el cuerpo de tela o en su ropita.

Los Reborn son auténticas piezas de coleccionistas, no hay dos iguales.